El pasado 18 de septiembre, le fue impuesta la Corbata de Honor al Estandarte de la Brigada de Infantería Ligera Aerotransportable BRILAT «Galicia» VII con sede en San Andrés de Figueirido (Pontevedra), y su General Jefe D. Luis Cebrián Carbonell fue distinguido con la Gran Cruz con Banda de la Hermandad Nacional Monárquica de España. En la fotografía, el General Cebrián aparece flanqueado por el Presidente de la HNME en Galicia D. Alfredo Lopez Ares (izquierda) y por el Secretario de la HNME en esa delegación territorial, D. Víctor Otero Prol.

El pasado día 18 de septiembre, se impuso la Corbata de Honor al Estandarte de la Brigada de Infantería Ligera Aerotransportable BRILAT «Galicia» VII con sede en San Andrés de Figueirido (Pontevedra), y su General Jefe D. Luis Cebrián Carbonell fue distinguido con la Gran Cruz con Banda de la Hermandad Nacional Monárquica de España. 

Es la primera vez que se concede la Corbata de Honor, así como es también la primera vez que se condecora a un General del Ejército español al mando de una Unidad.

La Corbata de Honor fue entregada por D. Alfredo López Ares, como Presidente Delegado de la Hermandad Nacional Monárquica de España en Galicia y la Gran Cruz con Banda por D. Pedro Piñeiro Lago, como Vicepresidente de la misma, siguiendo la disposición del Presidente Nacional de la HNME, ausente muy a pesar suyo, por causas ajenas a su voluntad.

Tras estos actos -que se llevaron a cabo en el Salón de Honor de la base militar- se celebró una significada para militar en la explanada de la BRILAT y en la que tomaron parte más de 300 militares, banda de música y escuadra de gastadores, acompañados de un magnífico ejemplar de azor, que tienen como mascota. Una vez que el General pasó revista a las tropas, se llevó a cabo un emotivo homenaje a los caídos y durante el que se entonó «La muerte no es el final», depositándose una corona de laurel a los pies del monumento a los Caídos por España. 

Acto seguido se realizó un desfile delante del pódium donde se encontraba, el General Jefe de la BRILAT, tras él se encontraban el Gran Maestre de la Orden del Camino de Santiago, el profesor Peláez Valle y e Presidente Delegado de la Hermandad Nacional Monárquica en Galicia.

Tras los actos estrictamente castrenses, se realizó un vino de Honor en el que se brindó por S. M. el Rey de España y en el que el General Cebrián dedicó unas palabras y agradeció en nombre de la BRILAT, las distinciones entregadas, haciendo entrega de una reproducción de un cuadro titulado «Patrulla Azor» del famoso pintor Augusto Ferrer-Dalmau, en el que aparecen tres soldados patrullando y las nubes dibujan un azor en el cielo.-

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies
A %d blogueros les gusta esto: