El Rey Juan Carlos y Mariano Rajoy representarán a Felipe VI en la ceremonia de traspaso del mando del presidente deColombia

El Rey Juan Carlos y Mariano Rajoy representarán a Felipe VI en la ceremonia de traspaso del mando del presidente deColombia

El rey Felipe no asiste a tomas de posesión en países latinoamericanos desde que asumió el mando en la Jefatura de Estado el 19 de junio. Al acto de investidura celebrado hace poco más de un mes en Panamá acudió Mariano Rajoy, que repetirá presencia en la ceremonia de traspaso del mando presidencial en Colombia, junto al Rey Juan Carlos.Desde 1996 y hasta la abdicación de don Juan Carlos, el rey Felipe había sido el encargado de asumir la máxima representación del Estado en las tomas de posesión celebradas en Sudamérica.

Tras la proclamación de Felipe VI el 19 de junio, el nuevo rey se ha visto obligado a ‘renunciar’ a su asistencia a algunos compromisos oficiales en los que había estado presente anteriormente, debido a sus actuales obligaciones con motivo de nuevo su rol en la institución.

Desde que el soberano asumió la Jefatura de Estado, el Gobierno ha dejado de utilizarle para que represente a España en los actos de investidura celebrados en Latinoamérica.

El sustituto del rey Felipe para asistir a las ceremonias de traspaso de poderes en los países sudamericanos debe ser un representante del más alto nivel, por lo que el círculo de candidatos para asumir este papel es bastante reducido, al menos por el momento teniendo en cuenta que la princesa Leonor, de ocho años de edad, aún no está preparada para ejercer esta tarea.

Provisionalmente, y a falta de establecer un candidato definitivo que asuma esta función desempeñada previamente por don Felipe, los representantes en los próximos actos serán Mariano Rajoy, que ya estuvo presente en la última toma de posesión, y don Juan Carlos.

El presidente del Gobierno viajó a Panamá unas pocas semanas después de la proclamación de Felipe VI para asistir a la toma de posesión del presidente electo Juan Carlos Varela.

La próxima ceremonia de investidura tendrá lugar el 7 de agosto en Colombia. Rajoy repetirá presencia, pero en esta ocasión acompañado por el rey Juan Carlos.

A falta de la confirmación oficial del Consejo de Ministros, que se producirá previsiblemente el viernes, el presidente del Ejecutivo y el monarca serán testigos de la toma de posesión del presidente colombiano Juan Manuel Santos.

Don Juan Carlos y Mariano Rajoy forman parte, junto a la vicepresidenta del gobierno, los presidentes del Consejo General del poder judicial, Tribunal Constitucional, Senado y Congreso, de la lista reducida de candidatos para suplir en un futuro a Felipe VI en las tomas de posesión de manera regular.

El Rey Felipe VI mantuvo una reunión con el Presidente del Gobierno Mariano Rajoy

El Rey Felipe VI mantuvo una reunión con el Presidente del Gobierno Mariano Rajoy

El presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, ha mantenido un despacho de trabajo con el Rey en el Palacio de La Zarzuela, antes de la reunión del Consejo de Ministros en La Moncloa. Su Majestad el Rey don Felipe VI mantuvo, en el Palacio de La Zarzuela, su primer despacho como Jefe del Estado con el presidente del Gobierno. Posteriormente, Mariano Rajoy ha presidido en el Palacio de La Moncloa la reunión semanal del Consejo de Ministros.

El Congreso de los Diputados aprueba el  Proyecto de Ley Orgánica de abdicación del Rey D. Juan Carlos I

El Congreso de los Diputados aprueba el Proyecto de Ley Orgánica de abdicación del Rey D. Juan Carlos I

Mariano Rajoy ha subido a la tribuna del Congreso de los Diputados para explicar la posición del Ejecutivo en el debate del Proyecto de Ley Orgánica de abdicación del Rey Don Juan Carlos I de Borbón, remitido a las Cortes por el Consejo de Ministros el pasado 3 de junio. Con este texto, ha afirmado el presidente, «damos efectividad a la voluntad de Su Majestad el Rey de abdicar en favor de su sucesor y damos cumplimiento a la voluntad constituyente, que estableció claramente el procedimiento a seguir en este caso». El Proyecto ha sido aprobado por el Pleno de la Cámara Baja con 299 votos a favor, 19 en contra y 23 abstenciones, y se remite ahora al Senado, donde se votará el día 17.Rajoy ha encuadrado este trámite en la «normalidad constitucional», un marco «en el que adquiere sentido la continuidad de las instituciones, como un síntoma de estabilidad y de madurez democrática». Además, ha apuntado que la sucesión en la Jefatura del Estado no se había producido con esa normalidad en los dos últimos siglos.

El presidente ha subrayado que «la forma política de Estado no está en el Orden del día de esta sesión del Congreso de los Diputados», porque de lo que se trata es de atender el mandato constitucional del artículo 57.5 de ratificar la voluntad del monarca de abdicar. «Nos convoca aquí hoy la Constitución para que ratifiquemos, en nombre del pueblo español, la voluntad expresada por el jefe del Estado, y así hacerla efectiva como corresponde a la monarquía constitucional», ha señalado.

El presidente ha destacado que «España es una monarquía parlamentaria con hondas raíces históricas porque así lo quieren los españoles, que dispusieron además en la Constitución que heredarán la Corona los sucesores de don Juan Carlos». Rajoy ha añadido que los españoles estiman que la Monarquía es la opción que mejor garantiza la imparcialidad, la estabilidad política y la convivencia en paz, «que es indispensable para el progreso y la prosperidad».

El jefe del Ejecutivo ha dado las gracias a todos los grupos de la Cámara que han anunciado su apoyo a esta Ley, un respaldo que «nos permite, además de cumplir el mandato constitucional, ofrecer una imagen de seriedad y responsabilidad ejemplares en el funcionamiento de nuestras instituciones democráticas».

Rajoy Brey ha elogiado el papel de don Juan Carlos en la «transformación formidable» experimentada por España durante los 39 años de su reinado. Ese proceso, ha argumentado, es el fruto de la decisión española y también «del impulso y el liderazgo catalizadores del cambio» llevados a cabo por el Rey. Entre los méritos del monarca, el presidente ha mencionado su contribución al diálogo, su reconocimiento de la diversidad de España y la elección de las personas adecuadas para la transformación del sistema político, «y es obligado aquí recordar una vez más al recién desaparecido Adolfo Suárez», ha dicho.

El jefe del Ejecutivo también se ha referido al «cuidado» puesto por don Juan Carlos en la preparación de su sucesor. Además, ha asegurado que tiene la certeza, «y la tienen la mayoría de los españoles», de que don Felipe de Borbón y Grecia cuenta con las cualidades necesarias para el ejercicio de las funciones constitucionales atribuidas al Rey. Rajoy ha afirmado que el Príncipe de Asturias conoce «los problemas y las ambiciones de los españoles» y «se ha esforzado en conocer de primera mano, en apreciar y en defender la diversidad de nuestros pueblos y culturas».

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies