Una lluvia fina, suave, sin fuerza, nos está cayendo desde ayer y mis planticas encantadas, pero es evidente que «nunca llueve a gusto de todos», porque… es el día mundial de las playas y… no podremos celebrarlo en una de ellas

¿Habrá algo tan bonito como una playa?
Nosotros tenemos kilómetros y kilómetros de playas y muchas banderas azules, que tendrían que ser más, si cuidáramos nuestras playas, si no tirásemos en ellas colillas, botes, papeles y demás desperdicios. Si no utilizáramos tanto el mar como basurero y cuidáramos los vertidos.

Para bañarnos, tomar el sol, pasear, dormir la siesta, ver la luna… ¡Qué bonitas son las playas!

Últimamente para atracar pateras …
España tiene una gran variedad de playas, que en nada tienen que envidiar a otros países y que han dado pie a una gran empresa hotelera, este año en paro y con poca ayuda estatal.

Hostelería, ocio, espectáculos, turismo … son de los sectores más afectados, anualmente han creado muchos puestos de trabajo, han colocado a España en el mundo como uno de los principales destinos turísticos, han ingresado millones en impuestos y ahora ¡qué poco se les ayuda y cuántas trabas les ponen!

Disfrutemos el día con la imaginación, con salud, paz y libertad.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies
A %d blogueros les gusta esto: