Suscríbete a la revista por correo electrónico

Introduce tu correo electrónico para suscribirte a esta revista y recibir avisos de nuevas publicaciones.

Únete a otros 1.426 suscriptores

ADQUIERE NUESTROS PRODUCTOS EXCLUSIVOS

18 de junio de 2022

La Revista Digital de la HNME


Warning: sprintf(): Too few arguments in /homepages/29/d678278461/htdocs/clickandbuilds/ELMONARQUICO/monarquicosEs/themes/newsphere/lib/breadcrumb-trail/inc/breadcrumbs.php on line 254

LA DECADENCIA NO PARA

2 minutos de lectura

“LOS BORBONES” ES UN PRODUCTO SUSPENSO EN CINE, EN HISTORIA Y EN LITERATURA

      Es un bodrio para incultos y mentecatos. Uno de esos detestables programas de cotilleo con que se ataca a la institución monárquica.

         Cuánta maldad. En los pocos días recientes  del  Rey Juan Carlos en España ha promovido el deporte, Galicia, Sanjenjo, un club náutico y la vida familiar. No se puede pedir mayor rentabilidad nacional.

         Pero los antimonárquicos presionan con injurias para que no vuelva ese Jefe de Estado cuyo balance económico ha sido altamente positivo  para España, como ha demostrado un estudio publicado al respecto.

         Vaya una época cochambrosa. Así lo dejó sentado un asistente a reunión de profesores con un proyecto constructivo. Uno de ellos afirmó, como una desgracia, que ya no estamos en el siglo XX.

A propósito, en el Ateneo de Sevilla pronuncié una conferencia sobre el fracaso de la Generación  de 2004, y alentaba a que la de 2017 no fuera así. Tristemente, la de 2017 también fue negativa. ¿Qué sucederá en 2030? (Repito que las Generaciones se suceden cada 13 años, no cada 15 como erraba Ortega y Gasset). De 2030 seguiremos hablando, y sería desastroso, apocalíptico,   que tuviera relación con esos apuntes de cuatro pseudofilántropos millonarios con menos nivel intelectual que San Marino (y que me perdonen en esa republiquita de tebeo de hadas, que visité en un año clave, 1973).

        Defender una república denostando al anterior Jefe del Estado es tan inconsistente como pretender comparar al equipo representante de San Marino (que no sé si existe ) con el Real Madrid, o a Pedro Sánchez deportista con Nadal.

       La Jefatura de Estado vitalicia es la más razonable forma de ejercer la.máxima autoridad nacional. Sólo cabría debatir con qué condiciones debiera organizarse la hereditariedad del cargo pero precisamente no es momento para ese diálogo, con casi tres millones de parados y un país a la deriva.

      Falta una monografía seria para valorar el reinado de Juan Carlos I. Lo que no vale ni pizca es sustituirla por programas basuras de televisión. Bendita sea la Virgen de Covadonga, que amparó la Reconquista de la España de San Isidoro hace ahora trece siglos.

Antonio Egea López

Más artículos

Deja un comentario

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies