26 de septiembre de 2021

Pensamientos ensartados

Por fin, dejamos de navegar, entre tendencias literarias

Hoy van a compartir conmigo, un artículo donde no me ha hecho falta investigar ni orientarme en wikipedia, hoy sólo he buceado en una colección de pensamientos, que escribí hace más de cuarenta años, de los cuales, he entresacado unos cuantos, que van a ser los verdaderos protagonistas,  con el deseo de que ello me acerquen un poco más a ustedes.    

Ya sabemos que, entre autor y lector ha de existir una  corriente recíproca, emisora receptiva, por ello intentaré  no emerjan, que sigan junto a mis palabras y con esa comunicación,  deseo con ilusión,  lleguen al final con mis pensamientos ensartados, unos profundos y  otros más livianos veamos:

“Si la risa huye de tus labios, corre tras ella y hazla tu prisionera” ya contenta, con  este talante, adéntrate en el jardín y “Esa rosa blanca tan bella,  déjala que pierda sus pétalos  por sí sola” si puedes, no quiebres  su  vida,  a unos pasos de distancia deléitate aspirando la fragancia  que exhalan gladiolos , azucenas etc.,  pues a pensar un poco, por qué :

“Si las flores se regasen con ingratitudes, crecerían de perfume”.

Esta imaginaria andariega,  sigue deambulando con su sonrisa bien instalada, momento idóneo para pensar en los poetas, ¡los poetas!  Los malabaristas de las palabras y hablando de malabares,  pregunto:

“¿Le hacen reír todavía los payasos? ¿sí? pues, ¡enhorabuena!  por dentro siguen siendo unos niños”.

Payaso y poeta, he aquí dos ejemplos, que nos pueden inspirar para concebir  mejor la vida, por ello, si los tenemos en cuenta, aprenderemos a transmitir alegría,  aunque nuestra alma la tengamos lacerada.

La merodeante  sigue su ruta, algo le impacta y se lo sugiere, tal vez, un violinista callejero o una paloma volando, haciéndole  pensar que:

“Cuando la vida se viste de interrogantes, la dicha no está muy lejos, está al acecho”.

Yo, erre que erre, otra vez con los poeta y me ha venido este pensamiento:

 ”Las ramas de los árboles mecidas por el viento, son capaces de sustituir a las más delicadas de las nanas” que  le hace la competencia a ésta otra:

“El oleaje de las olas son verdaderas  canciones de cuna”.

Casi adormecidos saco a colación que:

“Los elocuentes  silencios,  comunican sublimidad” y que:

“Prefiero una hermosa utopía antes que una vulgar realidad”.

Se sigue el curso de la vida,  pero:

“Tiembla  cuando  nada te interese ni te asombre” y huye de la prisa, porque:

“La ansiedad por alcanzar las cosas antes, nunca acelera los acontecimientos”.

Sí, haciendo un alto en el camino:

“Intenta contar las estrellas y sentirás lo infinito”.

Por ello es consolador  escuchar y saber, que existen muchas cosas y valores  que no tienen precio, como ese tiempo que se detiene, para  admirar el fulgor de las estrellas.

Los refranes mes gustan, me he criado entre refranes  y cuando aprendo alguno nuevo es un pequeño placer para mí, así  pensé, pues  voy a inventar alguno, aunque lo que se dice refrán, refrán, si el pueblo no lo  asimila y difunde, no se le puede llamar tal, mi intención pues, fue  soñar con que fuese una realidad.

Este es el momento de compartirlo y si se les ocurriese repetirlo en alguna ocasión, ya contaría con  su bautismo de sangre y sería ya refrán, refrán, hecho que me alegraría.  

Empecemos:

“Si duermes más de lo que debes, harás menos de lo que quieres”.

“Hasta en el camino más llano, se puede tropezar”.

“Una consonante para existir necesita una vocal”.

“Vanidosos  y avarientos, no merecen un buen puesto”.

“Como soy pueblo llano y sencillo, amo al refrán como el ovillo al hilo”.

¿Caminará por si solo alguno de éstos? 

Me decías:

Este libro está un poco sucio, está un poco deteriorado,  ¡enhorabuena! amigo, ese tomo ha dado vida y vamos  a  interiorizar éste otro: 

“La infancia de una ciudad, es su casco antiguo, el embrión de lo que llegó a ser esa gran urbe”.

  ¡Chapeau!  por el casco antiguo de las ciudades.

Lo pasado, se nos dice, pasado está, pero:

“Si el pasado no cuenta para ti, no podrás enmendar  errores”, y no puedo sustraerme a éste porque me antañe y está implícito en cualquier libro pedagógico:

“Un buen profesor es el que sugiere, anima, invita, guía, deleita y sobre todo corrige con amor” 

Sé que, digamos es “el mismo perro pero con distinto collar” de otros muchos similares.

Honradamente yo le he dado mi impronta.

“Creo que merece un poco de publicidad para que piensen, quienes vayan a elegir esta profesión y con estos criterios se podría aconsejar:

“Que mal papel hacen la”e” y la “a” en guerra, con lo bien que sientan en paces”.

Ves venir de lejos a una persona que conoces bien, vas a su encuentro y le dices:

“Tú eres mi amigo, si tú eres mi amigo, tú sabes escucharme” y le dijiste  ¿no tienes tiempo para estar juntos un instante?   

Ahora, no.

Ni ahora ni nunca, el tiempo, no es nuestro amigo, él  pasa y camina a nuestra vera.

Y le dije:

“Si  el tiempo se pudiese comprar, añadiríamos una injusticia más al mundo”.

Por eso es una gozada que éste no tenga dueño, por supuesto estuvo a mi lado,  hable mucho con mi amigo y me escuchó.

Creo, todos tenemos parte de nuestra vida, muy dentro de nosotros sin airear, es nuestra, muy nuestra  y me vino al magín  esto que dentro de un instante  escribo.

“Sueño, sueño con…ese sueño tan íntimo, que yo sólo  sé, es mío, es mi tesoro y deseo siga descansando en mí”.

Por concatenación añado:

“Un bello sueño es más valioso,  que una triste vivencia”.

 “El soñar y el amar no entienden de lejanía”.

Los poetas hemos de aplicárnoslo, porque de verdad, soñar es de vital importancia para este menester.

El aire libre es propicio para hacer volar nuestra imaginación y tal vez se nos ocurra pensar, que:

“La hermosura que porta un árbol de hoja caduca,  es su renacer” y que:

“Un  bosque es un abrazo en cadena de sus ramas”.

Éste lo hemos entendido y vivido todos:

“Por fin llegó ese día tan deseado”…

 

Ahora a esperar otro, un granico de arena para subir la autoestima:

 “Acéptate  como eres, pero lucha por superarte”.

Y unos cuantos totalmente distintos, pero transcendentes y profundos:

“Si tienes miopía en el alma,  prueba a ponerte unas gafas de bondad”.

“No acierto a comprender por qué a una  guerra la llaman justa y santa”.

“El arte es buen compañero para la vida, el pan imprescindible”.

“Quien hace llorar a un niño o a un anciano”.

 ¿Qué podríamos decir de él?

Aún sabiendo y estar preparados para ir por la vida, hemos de llevar mucho cuidado con “la sin hueso”, para no herir sentimientos, moverla sólo para corregir, emular, consolar… 

Uno muy manido, que se ha expresado de múltiples maneras:

“Si miras siempre atrás y te inquieta el futuro, nunca vivirás el presente”.

Bueno, para los que si lo vivimos, tendremos en cuenta que podemos aprender mucho de una abeja, de una hormiga …

El siguiente  es casi filosófico:

“Si el olvido fuese absoluto, careceríamos de experiencia”

Y éste otro:

“Un exceso de reflexión, puede abocarnos a la inoperancia”.

Y el que he pensado escribir ahora, nos va de maravilla para toda clase de relaciones:

“No seas cardo, ortiga o cizaña, pudiendo ser  rosa, amapola o jazmín” y es de cajón que:

 “El avance técnico debe ir en armonía con la fraternidad”.

Y éste ¿qué?:

“Las tapas de un libro son un compendio de curiosidad, intriga, ilusión y bienestar para un lector  empedernido”.

Y cuando vayamos al cine asumamos:

“Que el final de una película es el comienzo de una cadena de interrogantes”.

Una pausa en la lectura,  porque portamos todos:

”Un arma hecha carne, al servicio del mal o del bien”.

Entonces, ¡cuidado con lo que se habla!

Mimemos nuestras  hermosas relaciones, porque:

“Al  quebrarse una amistad, el mundo pierde una parcela de paz”.

Y éste otro ¿no es una joya?:

“Admiro y valoro a un autodidacta paladín, insustituible de la cultura”.

Espero hayan llegado hasta aquí, porque acabo con estos dos últimos:

“Un pensamiento es más perfecto, si a su contenido, no le falta ni le sobra un sola palabra”

Como colofón:

 Un deseo mío, que lo plasmo en muchos poemas y siento de verdad:

“Voy tras ese pensamiento  genial,  que nunca hallo, pero es hermoso intentarlo, aunque nunca lo logre”

Gracias, por haber estado a mi lado.

Deja un comentario

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies
A %d blogueros les gusta esto: